Siguiendo el anterior post: 10 ideas para escribir libros de no-ficción: Crónica, hoy cambiaré de tercio, y hablaremos de libros de ficción.

En esta ocasión intentaré daros ideas para escribir novelas históricas. Intentaré ser original, y las ideas que os propondré versarán sobre épocas poco conocidas. O al menos sobre algunos momentos de la historia de los que creo que no se han escrito los suficientes libros sobre ellas. También, aun hablando de épocas muy representadas, podríamos intentar pensar en situaciones poco, o directamente nada, mostradas en este tipo de libros.

Con esto quiero decir que libros de templarios, de las cruzadas o sobre Colon, creo que ya están bastante vistos. Aunque siempre se puede usar cualquiera de esas épocas, es muy difícil ser original al 100%. Si quieres intentar ser algo mas diferente, lo que se puede hacer es, aun usando esa ambientación ya conocida, intentar darle otra orientación, otro punto de vista, que sea mas novedoso y original.

Siguiendo estos principios estos son las 10 primeras ideas que se me han ocurrido:

  1. Alguna fase de la Reconquista Cristiana mas local: Este es un caso claro de tema típico y tópico. La reconquista cristiana de la península Ibérica duró mas de 700 años y no se redujo solo a las aventuras del Cid y a la caída de Granada. Hay muchas más historias que casi nadie ha contado.
  2. La conquista islámica desde otro punto de vista: Y de la misma manera, porqué no contar esa misma época desde el otro punto de vista, e incluso contar la historia desde el punto de vista del pueblo musulmán cuando es invadido por las huestes cristianas. Seguro que se nos ocurren momentos que aun nadie ha contado.
  3. La caída del imperio romano: Esta época parece maldita. Parece incluso como si fuera tabú hablar de ella. Además que es otro periodo inmensamente largo. Por ejemplo, se me ocurriría, narrar la degradación final del imperio romano, subrayando en que quizás no era tan perfecto como lo imaginamos, y que solo funcionó por la expansión constante de sus conquistas por toda Europa.
  4. Historias de la prehistoria: Cuenta la vida de algún pueblo prehistórico en tu ámbito local, y que por desgracia no vaya a tener la suerte de ser inmortalizado hasta que lo hayas hecho tu. Empápate de los estudios arqueológicos que se hayan hecho e intenta narrar la vida y muerte, penas y glorias de aquellas gentes desconocidas.
  5. Los años previos al año 1000: Para mi es una época singular. Históricamente no pasó nada relevante, si no que fueron unos años mas de oscuridad dentro de la larga edad Media Europea. En cambio tuvo que ser algo digno de ver. Puedes relatar como se vivieron esos momentos de angustia, durante los cuales no se sabia si el mundo iba a acabar, tal y  como se vaticinaba en los libros del Apocalipsis. Imagina los dramas de los que se desprendieron de todo pensando que el fin llegaba, y que luego tuvieron que ver como el mundo seguía sin tener en cuenta esa absurda fecha.
  6. La edad oscura (o edad media) griega: Periodo desconocido donde los haya. Si no lo sabéis, entre la época micénica, y la mas cercana a nosotros, la época clásica, en la cual compartieron protagonismo con el imperio romano, los griegos pasaron casi 1000 años sin dar señales de vida. ¿Que sucedió en aquella época? ¿Porque se fue todo al garete? Podréis relatar la degradación de una cultura que lo había hecho todo ya, y que por motivos ajenos a ella se veía envuelta de nuevo en las sombras.
  7. Una batalla poco conocida: Busca información sobre alguna batalla no muy famosa, y cuanta como truncó o afectó a la vida de los que participaron en ella. Aunque nadie las recuerde como Waterloo o Stalingrado, muchas de ellas fueron decisivas para configurar a Europa como esa ahora. En el siglo XVII o en el XVIII ocurrieron muchas de estas poco conocidas batallas englobadas en la guerra de los Cien Años. Para estos casos recomiendo buscar alguna bibliografía de Osprey Publishing sobre la época en cuestión, son una herramienta fundamental por su detallismo.
  8. La época previa a las guerras napoleónicas: Siguiendo con el punto anterior, los años que precedieron a esas conflagraciones paneuropeas, fueron muy parecidos a las historias estilo Juego de Tronos a las que ahora estamos tan acostumbrados. Durante los años 1700 hasta el 1800, cualquier tipo de alianza – y traiciones- entre países imaginables sucedieron. Sumándole a la independencia de Estados Unidos y a la Revolución Francesa, no entiendo porque esta época no esta mas retratada en este género.
  9. Historias de los bárbaros: Suevos, alanos,vándalos, visigodos, ostrogodos. Todos los pueblos que tomaron el poder tras la caída del Imperio Romano han sido sistemáticamente ninguneados por la historia. Cosa que me parece muy injusta ya que su legado ha sido muy importante. ¿Y donde está el interés en su historia?. Hay jugo para mil novelas, ya que durante estos años hubo infinidad de: asesinatos de reyes, golpes de estado, traiciones, venganzas, guerras religiosas,etc, etc.
  10. Los Otros descubrimientos: Hablaba mas arriba de Colon, como un tema muy repetido, pero porque no hablamos de los otros descubrimientos de América. Es un hecho ya plenamente confirmado que Colon no fue el primer descubridor de América, sino que marinos noruegos e islandeses llegaron mucho antes a Norteamérica. Y sino os basta con esto,  podemos hablar de otras hazañas marítimas, como la circunnavegación de África que llevaron acabo fenicios mucho, mucho, mucho antes, 2000 años antes de hecho, de la “nueva circunnavegacion”que hicieron marinos portugueses. Imaginaos como debía ser el mundo de aquella época. Lo que en los años 1500 de la era actual fue un hecho trascendental, y en cambio para aquellos pueblos antiguos, fuera lo mas normal del mundo.

¡Buff!, no sabéis lo que me ha costado escoger solo 10 ideas, y eso que me estaba limitando a los temas no muy manidos. O al menos los que yo creo que son mas manidos.  Imaginaros si no ponemos ninguna traba en escoger. Esto da una idea de las posibilidades que tenemos con este género.

Os dejo, esperando que os sirva de ayuda todo lo expuesto. ¡Hasta la próxima!